Comparativa de la calidad ambiental de los barrios de Valencia (I)

  • agosto 28, 2017

En la entrada de esta semana, Green Urban Data (GUD), expone a escala de barrio, algunos de los resultados que se han obtenido en el estudio del Índice de Calidad Ambiental Urbana (ICAU) por barrios de Valencia.

En la imagen superior podemos ver el ICAU expresado por calificación para cada barrio (a la izquierda) o de forma general pormenorizada para la ciudad de Valencia.

Mediante el estudio del Índice de Calidad Ambiental Urbana se han analizado diferentes parámetros: temperatura superficial, vigor de la vegetación (NDVI), densidad de construcción (NSI) y zonas verdes (SAVI).

Ranking de Calidad Ambiental Urbana por barrios

De esta forma se han podido clasificar los barrios en función de su Índice de Calidad Ambiental Urbana, lo que nos ha permitido obtener un ranking por barrios.

En este ranking, podemos ver que los barrios con peor Índice de Calidad Ambiental Urbana son el Mercat o la Roqueta. Entre los que presentan un ICAU malo (naranja) se encuentran Russafa, Sant Francesc y Arrancapins. Para los de calidad media (amarillo), la mayoría en Valencia, mencionar La Llum, Gran Vía o Malva-Rosa. Los de buena calidad (verde claro) Borbotó y Trinitat. Y por último, los de mejor calidad, El Saler y Pinedo, entre otros.

A continuación veremos mediante algunas imágenes, algunas características representativas de estos barrios, que nos permiten detectar patrones ambientales en la ciudad. A continuación vemos el ejemplo de algunos barrios:

Barrio de Pinedo 

El índice de Calidad Ambiental Urbana es muy bueno. Analizando los resultados de los indicadores ambientales, se puede visualizar que en la mayor parte del barrio de Pinedo las temperaturas son muy suaves, rondando los 20 grados. En cuanto los índices de vegetación, NDVI y SAVI, nos indican que existe una amplia zona verde y con vegetación sana. Y por último, aunque la densidad de construcción sale elevada, hay que indicar que este valor de debe a la reflectancia del agua en los campos de arrozal, que en el momento de la toma de datos estos están inundados, no supone un valor negativo para el ICAU.

Barrio de Trinitat

El barrio de la Trinitat se sitúa muy próximo al centro de la ciudad y tiene un índice de Calidad Ambiental Urbana bueno. Este buen nivel que tiene de calidad ambiental es gracias al pulmón que le proporciona el parque de Viveros y la zona del río.

Barrio de Castellar-L’Oliveral

Castellar-L`Oliveral es un barrio con ICAU medio. Pero entre todos los que se sitúan en este mismo rango, es el que presenta mejores condiciones. Tras unas temperaturas suaves -la mínima registrada de todos los barrios en este mismo indice-, también presenta zonas verdes y de muy buen vigor vegetativo, que son las huertas que abarca dentro del término del barrio.

Aunque tiene unas características de nivel ‘medio’ de ICAU, este es un nivel delicado. Un aumento de temperaturas podría significar que algunos de los barrios dentro de este nivel, empeoren a un nivel malo, esto se debe a que la temperatura es la variable que más puede verse modificada en cuestión de un mes.

Los barrios que están dentro de un nivel medio y podrían verse en un nivel 4 si empeoraran las condiciones climatológicas, con todo lo que eso conlleva, son: Tendetes, Fonteta de Sant Lluis, Jaume Roig, Natzaret, Malva-Rosa, Ciutat Jardí, Gran Vía, La Llum y Favara.

Barrio de Benicalap

Benicalap es de los barrios con más hectáreas de este rango, este barrio ha sido ampliado a lo largo del tiempo. En este caso, las estadísticas generales de ICAU han empeorado tras el paso del tiempo a causa del aumento urbanístico de la zona, pero si observamos más detalladamente la zona de nueva construcción, a pesar de ser urbanizada tiene un buen valor de calidad ambiental, esto es por la incorporación de zonas verdes y estructuras abiertas, entre otras variables.

Barrio de El Mercat

El Mercat, situado en el centro histórico de la ciudad, presenta un nivel de ICAU muy malo, principalmente debido a la escasez de zonas verdes y a la alta densidad de construcción, aunque existen espacios libres en estos no se reduce significativamente la temperatura.

Esperamos que estas imágenes y comentarios nos ayuden a todos a ser más conscientes del impacto que estos, y otros parámetros, tienen en la mejora ambiental de la ciudad y en beneficio de la calidad de vida de los ciudadanos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *